Todos los Panettone artesanales de Raúl Asencio están elaborados con masa madre y mucho amor, por lo que su sabor y textura es inconfundible. Aquí puedes encontrar distintas variedades y precios para que disfrutes de tu favorito.

YA PUEDES COMPRAR TU PANETTONE ONLINE

El panettone es un tipo de pan dulce típico de Italia que se se suele comer en la época navideña. Además de su delicioso sabor, el panettone también se conoce por su largo proceso de elaboración, que puede llevar hasta cuatro días.

Envío gratuito para toda España

Panettones

Panettone Adriano

45.00 IVA incluído
32.00 IVA incluído
50.00 IVA incluído
28.00 IVA incluído
28.00 IVA incluído
28.00 IVA incluído
28.00 IVA incluído
28.00 IVA incluído

CÓMO HACEMOS NUESTRO PANETTONE ARTESANAL

Un panettone artesanal necesita cuatro días para ser elaborado. La magia comienza con una levadura elaborada con harina y zumo de frutas que se refresca a diario. Esta levadura o masa madre se vuelve a refrescarse cada tres horas hasta que alcanza el punto óptimo de madurez. Una vez hecho esto, es hora de amasar el primer empaste, compuesto de mantequilla, harina, yema de huevo, agua y la masa madre, y de dejar fermentar toda la noche. Al día siguiente, la masa vuelve a amasarse con el azúcar, la miel, más yemas, más mantequilla y los ingredientes propios de cada tipo: chocolate, turrón, naranja confitada, cidra, toffe, etc. Una vez colocados en sus moldes de papel, tendrán que fermentar durante toda la noche para, a la mañana siguiente, ser horneados. Aún tendrán que reposar toda una noche boca abajo antes de que puedan ser embolsados. El último paso es hacértelo llegar. Puedes hacerte con uno en nuestras tiendas físicas o comprar panettone online en esta misma web.

Así es como preparamos nuestro panettone artesanal en nuestro obrador de Aspe, Alicante.

LA IMPORTANCIA DE LA MASA MADRE DE CULTIVO NATURAL

La masa madre de cultivo se elabora a base de harina y agua y son ciertas bacterias que se encuentran en el ácido láctico, así como levaduras salvajes las que favorecen los procesos de fermentación. De primeras, esto suena muy sencillo y, en cierto modo así lo es. Son muy pocos elementos los que se necesitan para hacer funcionar una masa madre de cultivo. No obstante, las dificultades aparecen a la hora de saber equilibrar estos elementos para controlar la potencia de la masa, de manejar los exhaustivos cuidados diarios que requiere y de manipularla, dada su delicadeza.

No todas las masas madres son iguales. Cada vez más es común escuchar que ciertos productos están elaborados con masas madres, pero muchas de ellas están elaboradas con levadura prensada o en polvo. Esto hace que dichas masas no cuenten con la cantidad suficiente de levaduras salvajes y que, por tanto, no obtengamos todas las ventajas y beneficios que este tipo de microorganismos favorecen. ¿Y cuáles son estos beneficios? La frescura y la duración del bollo, la mejor absorción de los nutrientes del bollo; un índice glucémico mucho más bajo que el que tienen los bollos industriales o los hechos con masas madres de peor calidad; son mucho más digeribles dado que las largas fermentaciones permiten que el gluten se degrade y pueda ser procesado mejor por el sistema digestivo.

Síguenos en Instagram

Php Ninja